Mozambique rechaza llamado de Naciones Unidas para abandonar el carbón

El Ministerio de Energía de Mozambique dijo recientemente que no cumplirá con una campaña de las Naciones Unidas (ONU) que busca presionar a los países de todo el mundo para que abandonen sus industrias del carbón por opciones energéticas supuestamente “más limpias”, informó el miércoles la agencia estatal de noticias de Mozambique (AIM).

“Se habla mucho de abandonar el carbón. Pero ahora mismo, el carbón es el principal contribuyente a la balanza de pagos y en segundo lugar tenemos las arenas minerales pesadas. Entonces, no podemos abandonar estas fuentes de la noche a la mañana, porque deben darse las condiciones necesarias para que lo hagamos”, dijo el Secretario Permanente del Ministerio de Recursos Minerales y Energía de Mozambique, Teodoro Vales, durante un seminario público sobre 28 de abril, según el informe de AIM del 4 de mayo.

Vales hizo las declaraciones durante un seminario sobre “los desafíos y oportunidades para promover una transición energética inclusiva en Mozambique” organizado por el Centro para la Democracia y el Desarrollo (CDD). El CDD es un grupo de expertos nigeriano fundado en Gran Bretaña.

Vales hizo referencia a una campaña específica de la ONU, que tiene como objetivo reducir las emisiones globales de dióxido de carbono “en un 45 por ciento para 2030 desde los niveles de 2010, y alcanzar emisiones netas cero para 2050”. El organismo rector internacional celebró un “Diálogo de alto nivel sobre energía” en septiembre de 2021 para apoyar esta campaña, durante el cual la ONU dijo que instó a los países, incluido Mozambique, a “cambiar radicalmente” la forma en que producen y consumen energía.

En el caso de Mozambique, el llamado de la ONU requeriría el abandono del carbón, que “sigue siendo una importante exportación mozambiqueña y, por lo tanto, hace una contribución crucial a la balanza de pagos y como fuente de divisas”, señaló la agencia estatal de noticias AIM. el 4 de mayo

Mozambique es el hogar de la mina de carbón de Benga, que contiene una de las mayores reservas de carbón tanto en África como a nivel mundial. La mina de carbón de Benga es propiedad de International Coal Ventures Limited (ICVL), que es “un consorcio propiedad en un 65 por ciento de empresas propiedad del gobierno indio y en un 35 por ciento propiedad de Tata Steel, una subsidiaria de Tata Group, en la provincia de Tete, Mozambique”, según al Monitor de Energía Global. Tata Group es un conglomerado multinacional indio y una de las empresas más rentables de la India.

La mina de carbón Benga cerró en 2018 y luego reinició la producción. Sin embargo, el reinicio de la mina, junto con un proyecto de expansión asociado, se detuvo cuando se canceló un proyecto de planta de energía relacionado, según Global Energy Monitor. El sitio web observó que “[a]A partir de 2022, esos planes parecen archivados”.

AIM informó el 4 de mayo que el gobierno de Mozambique expresó recientemente su interés en explorar fuentes de energía alternativas además del carbón.

“[M]Se están llevando a cabo acciones de mitigación para desarrollar la generación de energía no contaminante. Entre estos sistemas se encuentran las energías renovables, incluida la energía hidroeléctrica, pero también combustibles menos contaminantes como el gas natural”, dijo Vales el 28 de abril, según cita la agencia de noticias.

“El gobierno… se ha fijado el ambicioso objetivo de producir 600 megavatios adicionales de energía para 2024, de los cuales 400 MW serán generados por centrales eléctricas a gas y 200 MW por energía solar, eólica e hidroeléctrica”, agregó Vales. .

Leave a Reply

Your email address will not be published.